Logo GENERALI
Logo GENERALI
16 - May - 2019

La mayoría de las casas sufrirán un problema de plagas en algún momento y puede ser difícil saber cuál es la mejor manera de lidiar con él. Los tipos de plagas molestas que puedes encontrar varían de un lugar a otro, pero hay algunas que aparecen en la mayoría de los lugares. Aquí te mostramos algunas de las plagas más comunes y qué hacer al respecto.

 

Roedores

Su pequeño tamaño les permite escabullirse por pequeños agujeros; muchos habrán experimentado ese momento de infarto en lo alto de una silla, al ver a un pequeño peludo correteando por el suelo.

Afortunadamente, no es muy difícil hacerles frente. Como primer recurso, coloca trampas por la casa. Puedes optar por las ratonera-trampa, que mantienen a los animales con vida, y colocarlas en áreas cálidas y oscuras, como detrás de los electrodomésticos, a lo largo de las paredes o en cualquier lugar donde hayas visto excrementos y asegúrate de que estén fuera del alcance de los niños. Si esto no funciona, llama al control de plagas, que será capaz de hacer frente a la situación de manera rápida y eficaz.

 

Avispas

Cuando las avispas anidan dentro de tu casa pueden ser peligrosas y es importante solucionarlo rápidamente. Un lugar común en el que anidan las avispas es el desván y las cavidades de las paredes, así que si notas que las avispas salen volando de un punto específico en una pared, es una señal de que hay un nido. Quitar un nido de avispas es realmente peligroso y no es algo que puedas hacer tú mismo. Contacta con una compañía local de control de plagas y ellos vendrán a quitarlo.

 

Chinches

Las chinches son diminutos insectos marrones que viven de la sangre humana o animal. Viven en lugares escondidos como colchones, somieres y cabeceros. La mayoría de las picaduras de chinches son indoloras al principio y, a diferencia de las picaduras de pulgas, tienden a morder en cualquier área de la piel que esté expuesta mientras duermes.

Ten especial cuidado al llegar a casa después de las vacaciones, ya que las camas de hotel y las camas de las casas de alquiler podrían tener chinches que se podrían haber colado en tu equipaje.

Si sospechas que tienes chinches, retira toda tu ropa de cama y búscalas. Cuando encuentres su escondite, es el momento de hacer una gran limpieza. Lava absolutamente todo con agua caliente, incluyendo cortinas, toallas y ropa de cama. Friega y aspira tu colchón, aspira alrededor de tu cama, deshazte de cualquier barullo de cosas y cubre tu colchón con una funda.

 

Cucarachas

Por desgracia, las casas proporcionan el hábitat ideal para las cucarachas y lo que principalmente las atrae es la comida. Prevenir las cucarachas implica mantener tu casa limpia y ordenada. Dado que las cucarachas pueden propagar enfermedades como la E. Coli, es importante deshacerse de ellas rápidamente.

Empieza por darle una limpieza profunda a tu casa y eliminar cualquier desorden de cosas en el que puedan asentarse; sella cualquier punto de entrada, como grietas o agujeros en ventanas o entre ladrillos, y coloca un cebo, como este cebo de gel de Amazon. Si nada de esto funciona, es hora de llamar a los profesionales.

 

Hormigas

 

Las hormigas suelen moverse en grupo dentro de la casa cuando encuentran una buena fuente de alimento, así que la manera más fácil de deshacerse de ellas es quitar cualquier alimento expuesto en tu casa. Después, puedes usar un insecticida y una mezcla casera a base de vinagre y agua a partes iguales para limpiar las superficies. Bloquea los puntos de entrada e intenta rociar talco cerca de las puertas, ya que actúa como un elemento disuasivo.

Atacar un nido de hormigas debería ser el último recurso, pero si ya has probado todo lo demás, la manera de hacerlo es vertiendo una tetera entera de agua hirviendo sobre el nido, para destruir cada una de las hormigas de la colonia.

 

Termitas

 

Aunque no son peligrosas para las personas, las termitas pueden causar estragos en el hogar ya que pueden morder muebles, libros y cualquier material vegetal o de madera. El primer recurso es identificar el tipo de termitas que tienes, que probablemente sea una de estos dos: de madera subterránea o seca. Las primeras se encuentran en la tierra alrededor de la casa y normalmente son más difíciles de tratar.

A menudo se necesita ayuda profesional, pero los remedios caseros incluyen la eliminación de montones de madera, el sellado de grietas o aberturas alrededor de ventanas y puertas y el uso de cebos como las trampas de cartón.

Los remedios caseros no siempre son suficiente y a veces no se detecta una plaga hasta que ya ha causado grandes daños. En este caso, es importante recurrir a controladores de plagas profesionales de inmediato para tratar el problema antes de que empeore. Por último, el seguro de hogar es realmente valioso en este aspecto, ya que te dará tranquilidad y te protegerá en caso de que ocurra lo peor.

En la vida, pocas cosas son más importantes que la seguridad de tu hogar y tu familia. Mantenlos a salvo contratando nuestro seguro de hogar.

Haz que tu hogar sea un remanso de paz con nuestro contenido Más que Seguros sobre seguridad y protección en el hogar:

Cómo evitar daños por tormentas y rayos

Evita averías en tu lavadora con estos consejos

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Whatsapp