Logo GENERALI
Logo GENERALI
16 - Sep - 2020

Posiblemente un electrodoméstico roto o un grifo que gotea te hará tener que recurrir a la fontanería en algún momento. Lo que es un poco menos probable es que seas un fontanero virtuoso. Sin embargo, el mantenimiento es importante. No solo podrás evitar problemas o reducir las facturas del fontanero si los atajas pronto, sino que un sistema de fontanería mal cuidado también puede ser una fuente de enfermedades graves, como la legionela.

Si recurres a un fontanero, el importe de la factura dependerá del tipo de avería. Ten en cuenta que un fontanero suele cobrar entre 20 y 35 €/hora por la mano de obra. A esta cantidad deberemos añadir el coste de los materiales y, si el servicio es de urgencia, la factura puede llegar a ser entre un 50% y un 100% más cara de lo habitual.

Afortunadamente, no necesitas muchos conocimientos para llevar a cabo el mantenimiento básico de las cañerías y para detectar los primeros signos de problemas. Además, en este período de distancia social en el que pasamos más tiempo en casa, puedes aprovechar para aprender algo útil y, de paso, ahorrar dinero en fontanería.

Pon a punto tu vivienda y dedícale el tiempo necesario para un buen mantenimiento con estos consejos de fontanería para principiantes.

 

Mantenimiento de las cañerías: aspectos básicos

 

 

1. Cuidado con lo que tiras al inodoro o por el desagüe

Lo único que deberías tirar al inodoro (además de cualquier cosa que hayas… generado) es papel higiénico. Cualquier otra cosa, como toallitas, productos de higiene femenina, envoltorios de plástico e incluso bastoncillos de algodón o hilo dental, debe ir a la basura.

Deberás tener especial cuidado con los restos de comida que acaban en el fregadero de la cocina. Compra un colador de fregadero y asegúrate de que esté en su lugar cada vez que laves los platos. Después, tira los desechos que atrape al cubo de basura. Las grasas de cocción y los posos de café son particularmente propensos a causar atascos en las tuberías, así que resiste la tentación de tirarlos al fregadero y deséchalos con cuidado.

 

2. Usa menos agua

Además de ahorrar dinero, usar menos agua en general genera menos estrés en las tuberías. Por lo tanto, toma medidas para reducir el uso de agua, como lavar cargas completas de ropa, ducharte en lugar de darte un baño e instalar accesorios de bajo flujo en los grifos, cabezales de ducha e inodoros.

 

3. Limpia las cañerías periódicamente

Es mejor evitar los atascos antes de que sucedan. Por lo tanto, reserva los limpiadores de uso intensivo para emergencias y, así, evitar la corrosión de las tuberías y utiliza periódicamente un producto suave para eliminar cualquier acumulación. Y si tienes una fosa séptica, límpiala cada tres a cinco años.

 

4. Haz una revisión de fontanería cada año

Revisar las cañerías con regularidad ayudará a mantenerla en condiciones óptimas.

 

5. Ten cuidado de dónde plantas árboles y arbustos

Si los plantas en el lugar equivocado, las raíces podrían causar daños costosos en las tuberías. Comprueba dónde están antes de plantar.

 

Indicios de problemas de fontanería

 

 

1. El calentador de agua «suda» o está oxidado

Si hay algo de humedad en o cerca del calentador de agua, o si hay óxido o corrosión, esto podría indicar una fuga lenta. Llamar a un fontanero pronto podría evitar un problema mucho mayor.

 

2. Una caída de presión del agua

Si la presión ha bajado en un grifo, podría ser señal de un problema localizado que puedes solucionar tú mismo. Prueba a desenroscar el aireador y limpiar cualquier sedimento que encuentres. Un poco de vinagre podría ayudarte a realizar la tarea más cómodamente. Si esto no funciona o has observado una disminución de la presión en varias salidas, podría ser señal de algo más grave, como una tubería rota. Llama a un fontanero inmediatamente.

 

3. Grifo o ducha que gotea

A menudo, un goteo se puede arreglar fácilmente con apretar el grifo, lo que podría ahorrarte dinero en un fontanero. Por lo tanto, intenta solucionarlo tú mismo antes de llamar a un profesional. Hay muchos vídeos en YouTube que te guiarán con distintos tipos de soluciones.

 

4. Mal olor

Por lo general, esto es señal de que algo no va bien en las cañerías. Quizá las tuberías de drenaje están obstruidas o no ventilan adecuadamente. Si huele a aguas residuales, deberás llamar a un fontanero de inmediato.

 

5. Cambios de color en el agua

Un tono marrón o naranja en el agua suele ser señal de corrosión, la mayor parte de las veces en el depósito de agua caliente. Mejor será que no bebas. Asegúrate de llamar a un fontanero antes de que las cosas empeoren.

 

6. Un aumento inesperado en la factura del agua

Si la factura de agua ha aumentado y tu consumo de agua no ha cambiado, podría haber una fuga en algún lugar del sistema. Si es así, un fontanero podrá encontrarla y arreglarla.

Pasas gran parte de tu vida ahí. Descubre cómo Generali puede asegurarte que tu casa es segura.

Desde proyectos que puedes hacer tu mismo hasta recetas sencillas increíbles, disponemos de todo el contenido Más que Seguros que necesitas para llevar una vida divertida y creativa en tu hogar:

¿Tus productos de limpieza pueden ser peligrosos para tu familia?

Restaurar para decorar: creatividad y sostenibilidad

Renueva tu casa con un poco de bricolaje

Cómo usar el feng shui para sacar el máximo partido a tu hogar

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Whatsapp