Logo GENERALI
Logo GENERALI
19 - Jun - 2020

El cuerpo humano está hecho para moverse. Cada uno de nuestros músculos cumple una función motora que nos permite realizar algún desplazamiento. Sin embargo, con el paso de los años el ser humano ha ido sustituyendo las actividades físicas por otras más mentales. Estos avances han supuesto grandes progresos, pero también han ido conformando un estilo de vida más sedentario. Así, cada vez más personas padecen las consecuencias del sedentarismo como el sobrepeso, la hipertensión o la diabetes, entre otras. Pero, ¿somos realmente conscientes de las dificultades que puede acarrear la falta de actividad física? Descubre las consecuencias del sedentarismo para tu cuerpo y cómo combatirlas para llevar a cabo hábitos saludables.


 

¿Qué es el sedentarismo?

 

Entendemos por sedentarismo el modo de vida que carece de movimiento o de la necesaria actividad física. Llamamos sedentarismo a todas aquellas actividades que una persona realiza sentada o recostada. La OMS lo identifica como uno de los grandes problemas de salud pública mundial. De hecho, al menos un 60% de la población mundial no realiza la actividad física necesaria para tener una buena salud. ¿Cómo podemos saber si llevamos una vida sedentaria? Según la OMS, si realizas menos de 30 minutos diarios de ejercicio, menos de 3 días a la semana y no superas las 2000 calorías diarias quiere decir que llevas un estilo de vida sedentario.

Además, la falta de actividad física disminuye la capacidad de luchar contra el estilo de vida sedentario. Es común que las personas sedentarias entren en un círculo vicioso donde cada vez se vean menos motivadas a abandonar esos hábitos y permanezcan inactivas.


 

Consecuencias del sedentarismo sobre la salud

 

Las consecuencias del sedentarismo están directamente relacionadas con el riesgo a padecer enfermedades. Los problemas de salud son variados y afectan a cualquier individuo. La falta de actividad física puede tener las siguientes consecuencias:

  • Obesidad o sobrepeso.
  • Colesterol.
  • Aumento del riesgo a padecer enfermedades cardiovasculares.
  • Problemas de salud derivados de la presión arterial alta.
  • Aumento de sentimientos como la depresión y la ansiedad.
  • Ciertos tipos de cáncer, como el de colon, seno y útero.
  • Osteoporosis.
  • Dolor de lumbares y espalda.

Todos estos problemas de salud están directamente asociados a la falta de actividad física. Por eso es tan importante combatir las consecuencias del sedentarismo con hábitos saludables.


 

Consejos para combatir el sedentarismo

 

Combatir el sedentarismo y realizar el ejercicio físico diario recomendado es mucho más fácil de lo que crees. Si lo tuyo no es ir al gimnasio o salir a correr ¡no te preocupes! Existen pequeños hábitos saludables que puedes incorporar en tu día a día casi sin darte cuenta.

  • Evitar coger el ascenso y opta por subir y bajar por las escaleras.
  • Si trabajas delante de un ordenador, levántate al menos una vez por hora.
  • Cuando pares a comer, aprovecha para dar una vuelta por los alrededores y así cubrir el ejercicio físico diario.
  • Cuando hables por teléfono, trata de hacerlo de pie.
  • Si vuelves a casa en transporte público, baja una parada antes y date un paseo hasta llegar a casa.
  • También puedes olvidarte del bus e ir en bici a trabajar.
  • Si te aburres en casa, puedes sentarte y levantarte del sofá a modo sentadillas.

En resumen, realiza al menos 150 minutos de actividad moderada (los consejos anteriores cuentan) o 75 minutos de actividad física un poco más intensa (salir a correr o hacer unas flexiones) por semana para combatir el sedentarismo. ¿A qué llevar a cabo el ejercicio diario es más fácil de lo que creías?

 

En GENERALI tenemos seguros de salud para ti. Consulta la comparativa de seguros de salud y escoge el que mejor se adapta a tus necesidades.

 

Desde bienestar mental hasta snacks durante el día, tenemos el último contenido Más que Seguros en trucos saludables para transformar tu vida diaria:

Smoothies: recetas para tomar 5 frutas y verduras al día

Qué comer antes y después de una carrera

Las vitaminas que tus hijos necesitan

Más allá del running: tendencias para entrenar 

¡Empieza el día con energía!

 

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Whatsapp