Logo GENERALI
Logo GENERALI
2 - Ene - 2018

La carretera, la libertad, tu propio vehículo… ¡Es increíble cuando apruebas el examen y ya puedes conducir! Sin embargo, los primeros seis meses de conducción pueden suponer un peligro, ya que los conductores noveles tienen muchas más posibilidades de tener un accidente que cualquier otro conductor. Pero no tiene por qué ser así. Siempre que sigan estas recomendaciones básicas de seguridad, los conductores novatos podrán mantener sus vehículos y su historial de conducción intactos. ¡Feliz conducción!

 

1. Comprueba el ángulo muerto

No has visto venir ese coche, ¿eh? El ángulo muerto tiene ese nombre por algo. Es la zona entre lo que ves delante y lo que ves en el retrovisor exterior, u otras zonas que la carrocería del coche tape cuando miras por los espejos. Cada vehículo tiene diferentes ángulos muertos, así que asegúrate de girar la cabeza en caso de que no veas correctamente y quieras cambiarte de carril o salir.

2. Sitúate en el carril correcto

Cuando te incorpores a una carretera, adapta tu velocidad al resto de vehículos que circulan, ¡excepto a aquellos que superan los límites de velocidad! Asegúrate de que estás en el carril correcto para la velocidad con la que te sientas más cómodo y haz indicaciones siempre si te cambias de carril.

3. Comprende los requisitos de seguridad de tu vehículo

Es muy probable que tengas que realizar revisiones de seguridad a tu vehículo al menos una vez al año para asegurarte de que puede circular. Apúntate un recordatorio en el calendario y no dudes en llevar tu vehículo al taller si notas algo raro.

4. Evita conducir muy tarde

Baja visibilidad, cansancio… hay un montón de razones por las que conducir muy tarde es una mala idea. Si puedes, coge un autobús o un taxi cuando sea de noche.

5. No conduzcas con muchos pasajeros

Una de las mejores cosas de conducir es poder dar una vuelta con tus amigos, pero ¡es más probable tener un accidente si los pasajeros de atrás te distraen!

6. Conduce por zonas conocidas y haz viajes cortos

Conduce por tu zona, haz viajes cortos y no recorras largas distancias con el coche de momento.

7. Pon el teléfono en silencio

Incluso las llamadas con la función “manos libres” pueden distraerte, así que guarda tu teléfono lejos cuando conduzcas. La mayoría de los smartphones ahora cuentan con el modo “No molestar”, por lo que no sonará ni vibrará mientras conduces.

8. Deja las distracciones a un lado

Maquillarte mientras el semáforo está en rojo, ver cómo llevas el pelo en el espejo, cambiar de canción en la radio… Hacer varias cosas a la vez puede ser útil en otros momentos, pero ¡siempre es una mala idea en el coche! Mantén la vista en la carretera y no te distraigas. También deberás tener tus otros sentidos activos, como el oído, así que deja los auriculares en casa. La música alta, los programas de radio o los podcasts pueden hacer que no oigas a un coche pitar o a un peatón que te pide que pares.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Whatsapp